VES people around the world NOW!!!

jueves, 10 de junio de 2010

ALERTA NACIONAL. PANAMÁ ESTÁ EN MANOS DE PERSONAS EQUIVOCADAS

Comisión legislativa de transporte

Diputados cambian leyes y códigos en tres horas

El proyecto fue aprobado por la mayoría oficialista en la Comisión de Transporte y hoy será llevado a segundo debate en el pleno legislativo.


oposición. Los representantes de las organizaciones levantaron la mano cuando se sometió a votación el proyecto, para demostrar el voto simbólico en contra de la ley. LA PRENSA/Jorge Fernández

isidro rodríguez
irodríguez@prensa.com

En medio del rechazo de organizaciones sindicales, grupos ambientalistas y la oposición política, la Comisión legislativa de Transporte aprobó por mayoría de votos, en primer debate, el polémico proyecto de ley que busca promover la aviación comercial y que incluye modificaciones a los códigos laboral, judicial y penal, así como a seis leyes orgánicas.

Votaron a favor del proyecto los panameñistas Luis Eduardo Quirós, Francisco Ríos (suplente de Manuel Cohen) y también Marcos González y Carlos Afú hijo (suplente de Carlos Tito Afú), de Cambio Democrático.

En contra solo hubo un voto: el de Freidi Torres, diputado del Partido Revolucionario Democrático (PRD). Sus copartidarios Denis Arce y Gabriel Méndez no acudieron.

Torres se opuso a la aprobación “a tambor batiente” del proyecto “porque tiene muchos matices que afectan gravemente a la población”.

El debate empezó con más de una hora y media de retraso, pero esto no fue motivo para que dirigentes de más de 30 gremios permanecieran en la comisión para manifestar su oposición al proyecto.

La decisión del presidente de la Comisión de Transporte, el diputado oficialista Marcos González, de darle cinco minutos a cada orador para que manifestara su punto de vista sobre el proyecto, ocasionó gritos y abucheos de parte de los representantes de gremios y sindicatos.

Ambientalistas

Los primeros en hablar fueron los ambientalistas para dejar claro su rechazo a la modificación de la Ley 41 de 1998, General de Ambiente.

El proyecto plantea que los proyectos del Estado que sean declarados de interés social, estarán exentos de estudios de impacto ambiental. Aunque a última hora se agregó que no serán considerados proyecto de interés social los que tengan que ver con minería, refinación de productos derivados del petróleo, generadoras de energía y procesamiento de desechos sólidos. Esta modificación no convenció a los ambientalistas.

Raisa Banfield, del Centro de Incidencia Ambiental, indicó que esta reforma demuestra un total desconocimiento de las normativas ambientales de Panamá y del mundo.

Según Banfield, con esta iniciativa se devalúa la Ley General de Ambiente, que es una herramienta vital para la gestión del desarrollo del país. Indicó que la reforma propuesta es un retroceso.

Natalia Young, en representación de la Asociación Panameña de Ejecutivos de Empresas, dijo que esta agrupación se opone a que se cambie la Ley General de Ambiente porque la modificación vulnera artículos de la Constitución que tienen que ver con el deber del Estado de garantizar la conservación.

A Alida Spadafora, de la Asociación Nacional para la Conservación de la Naturaleza, no solo le preocupa la parte ambiental. Dijo que el artículo 23 que reforma la Ley Orgánica de la Policía, permitiría que un agente “en el cumplimiento de su deber, torture, mate y secuestre”, lo que regresaría el país a prácticas dictatoriales.

Sindicalistas

Por su parte, Aníbal Herrera, representante de la Unión Nacional de Aviadores Comerciales, se manifestó a favor de la promoción del desarrollo de la aviación en Panamá, pero señaló que ese gremio no está de acuerdo con las modificaciones al Código de Trabajo porque se coartan los derechos de todos los trabajadores.

Samuel Rivera, del Consejo Nacional de Trabajadores Organizados, aseguró que las modificaciones que se refieren al Código de Trabajo vulneran totalmente el derecho a huelga que está en el artículo 69 de la Constitución.

Gobierno se defiende

El proponente del proyecto, el ministro José Raúl Mulino, envió una carta ayer a La Prensa en la que señala que la presentación del proyecto a la Asamblea fue cumpliendo un mandato del Consejo de Gabinete y una facultad constitucional.

Sobre las otras leyes que abarca el proyecto y a las que Mulino no se refirió en su exposición ante el pleno de la Asamblea, dijo que “si el proyecto toca otros temas, todos importantes, es simplemente para aprovechar este período extraordinario y avanzar en modificaciones a temas puntuales que se pretenden mejorar para el desarrollo de esas competencias”.

Por su parte la ministra de Trabajo, Alma Cortés, dijo que las reformas al Código de Trabajo –referentes a la regulación de la huelga– que se incluyeron en el proyecto de aviación, serán las únicas que presentará el Ejecutivo. Es decir, que el tema de la eliminación del domingo como día de descanso quedó descartado.

No hay comentarios: